fbpx

Zacatecas  |  Noticias reales

.

Universidades públicas, víctimas del desinterés 


Universidades públicas, víctimas del desinterés 

Por Ricardo Arteaga

La Universidad Autónoma de Zacatecas, al igual que otras universidades públicas del país, se vieron afectadas por los sismos ocurridos en algunos estados, y no es que el temblor en si ocasionara daños estructurales, si no que como consecuencia de los daños ocasionados en otros lugares, la Secretaría de Educación Pública decidió cancelar los apoyos económicos que serían destinados a dichas universidades para que pudieran terminar el año fiscal 2017.

Con ello la UAZ se encuentra en quiebra técnica, ya que se incumplen obligaciones financieras, en éste caso el pago de salarios de los trabajadores, además de que la Secretaría de hacienda retuvo un subsidio de 126 millones de pesos por adeudos de la Universidad por administraciones anteriores a la actual, sería correcto que se investigara ¿Por qué no se pagaron?. Sin embargo, para evitar que la universidad se vaya a la quiebra, se debe buscar una solución pronta, los legisladores zacatecanos federales, quienes en varias ocasiones han resaltado la gestión de recurso para otras acciones, deberían esforzarse para que el recurso destinado para la educación en el país incremente, gestionar mayor presupuesto para nuestra alma mater y exigir al gobierno federal que si existe le deseo de aportar a los damnificados por el sismo, se tome el recurso millonario que se destina al pago de publicidad y viáticos del presidente, que se recorte el presupuesto millonario destinado al Congreso de la Unión.

Por otra parte los legisladores locales y el Gobernador del estado también deben hacer lo propio, la gestión de un mayor presupuesto para la Universidad no solamente es un esfuerzo para librar este año, debe destinarse un mayor presupuesto para el año 2018.

Durante años, ha existido una estrategia para acabar con la educación pública y así dar apertura a su privatización, la disminución del recurso para la educación disminuye año con año, el argumento es que no existe recurso para poder aumentarlo, empero, continúan aumentando el recurso para publicidad, para imagen de los gobernadores y del mismo presidente, para bonos de funcionarios, para herramientas legislativas como en el caso de Zacatecas, millonarias cantidades que resultan una ofensa para el pueblo mexicano existiendo tantas carencias y necesidades con mayor importancia que la de mejorar la imagen del presidente.

La Universidad Autónoma de Zacatecas no solamente es víctima del desinterés de los representantes populares que la han abandonado, también es víctima de ambiciosos que desde su interior la han destruido poco a poco, durante años la han administrado personajes que únicamente han buscado el interés personal, el de llenarse los bolsillos con el recurso de la universidad, pagar compromisos políticos realizados durante sus campañas, inflando nóminas, contratando aviadores que no tienen ninguna función, cumplir caprichos de maestros sindicalizados que se sienten intocables por ese simple hecho. Recordemos que no hace más de un año se vivió la misma situación cuando se retuvo una gran cantidad de dinero de la universidad porque durante años no se habían pagado las cuotas al seguro, mismas que se habían descontado a los trabajadores de la universidad, nadie ha pagado por haber desaparecido ese recurso.

Si queremos rescatar a nuestra alma mater, los universitarios debemos hacer mucho más que exigir la gestión de mayores recursos, debemos exigir la transparencia en la aplicación del mismo, debemos generar conciencia para que quiénes la administren sean los más capacitados, aquellos que cuenten con un verdadero compromiso con la formación de jóvenes para que en un futuro sean los encargados de transformar su entorno, como lo fue en sus inicios, antes de caer en manos de políticos y de personas sin compromiso social.

Compartir