Zacatecas y sus noticias reales

.

Libertad de expresión


Libertad de expresión

Por Salvador del Hoyo

Falta mucho por hacer en cuanto a protección de periodistas se refiere. Los últimos años los comunicadores mexicanos han recibido embates muy graves, de parte de la delincuencia organizada y de las cúpulas del poder.

Acaba de conmemorarse otro día más del Día de la Libertad de Expresión, fecha en que los periodistas del país exigen más condiciones dignas para seguir realizando su trabajo; la más sentida de ellas es la seguridad. Por supuesto que las condiciones laborales son otra exigencia permanente.

El Gobernador del Estado, Alejandro Tello Cristerna, durante el desayuno que se ofreció a los periodistas zacatecanos se comprometió, ante ellos, a impulsar la Ley Estatal de Protección de Periodistas, un reclamo que se ha acentuado en los últimos años, ante las agresiones, principalmente, de los grupos delictivos. Recordemos que varios de ellos han fallecido víctima de agresiones mortales.

Durante su mensaje, el mandatario estatal repudió cualquier acto de agresión y violencia a los medios de comunicación, especialmente a sus trabajadores. Aseguró que seguirá trabajando para concretar esta ley con la cual se busque salvaguardar la integridad de ellos.

Alejandro Tello reafirmó el compromiso de su administración con la libertad de expresión; dijo que habrá coordinación con académicos, especialistas y periodistas para trabajar en esta nueva ley. Insistió ante los periodistas que tienen un aliado en él y les pidió utilizar su influencia en la sociedad para promover los valores democráticos, como lo han hecho hasta ahora.

Una frase muy sentida del Gobernador fue: “Espero dar los pasos correctos. Quizas tenga fallas. Ayúdenme a enmendarlas para mejorar”.

Otro punto que debe tratarse, por parte de autoridades y propietarios de los medios de comunicación, es darles mejores condiciones laborales a sus trabajadores; mejores salarios y todo lo necesario para el buen desempeño de sus funciones, además de mayor  certidumbre familiar.

La verdad es que los periodistas de México, además del embate de los grupos delictivos, de los bajos salarios y del trabajo arriesgado que realizan, viven los momentos más críticos. Tan sólo en este año han asesinado a siete periodistas; de sus asesinos no se ha sabido nada. Estamos a la espera de que haya resultados de las investigaciones que se realizan.

Las leyes que se buscan crear para su protección deben ser muy claras. No se puede seguir trabajando con tantas presiones y riesgos que ponen en peligro su vida. El clamor es muy grande, además la sociedad debe seguir informándose de lo que pasa en nuestro país.

Dicen muchos que el 7 de junio, Día de la Libertad de Expresión, no hay mucho que celebrar, pero se debe utilizar esta fecha para recordar y exigir mejores condiciones laborales, además de la seguridad necesaria.

Compartir